Tumor cerebral

Tumor Cerebral tratamiento natural

El tratamiento integrativo del tumor cerebral va dirigido en primer lugar a minimizar los efectos secundarios de la quimioterapia y la radioterapia.

Los tumores cerebrales malignos más frecuentes son el glioblastoma y el astrocitoma. El protocolo de tratamiento de estos tumores con quimioterapia utiliza la temozolamida por via oral durante 6 meses. Es importante minimizar los efectos secundarios de la temozolamida para que sea mejor tolerada y puedan completarse los ciclos del protocolo sin interrupción. Por otro lado, mantener el recuento de leucocitos por encima de 3000 potenciando la inmunidad, ya que, si el recuento es menor de 3000, se pospone la quimioterapia hasta que alcanza estos niveles. El sistema inmune es importante en el control del crecimiento tumoral y una vez finalizados los ciclos de quimioterapia debemos intentar recuperar los valores normales de leucocitos en el mínimo de tiempo posible.  Existen fórmulas de plantas chinas que potencian el sistema inmune. La vitamina c endovenosa también ayuda a recuperar el sistema inmunológico.

Los efectos secundarios de la quimioterapia como náuseas, vómitos y cansancio pueden mejorar con fórmulas precisas de plantas chinas destinadas a fortalecer el sistema digestivo. La vitamina c endovenosa mejora el cansancio asociado a la administración de la quimioterapia.

La oncología integrativa también puede ayudar a paliar los efectos secundarios de la radioterapia, tales como radiodermitis o cansancio. También se pueden disminuir los efectos de la radioterapia a largo plazo mediante la utilización de nutrientes antioxidantes, importantes en la prevención de la radionecrosis cerebral.

En el tratamiento de los tumores cerebrales es muy importante eliminar la célula tumoral, por ello la cirugía es siempre el tratamiento que se asocia a mejor pronóstico. La quimioterapia y la radioterapia también van dirigidas a eliminar las células tumorales, pero causan importantes efectos secundarios y debilitan el organismo. Por ello, recuperar y fortalecer el organismo tras estos tratamientos, ayuda a prevenir las recidivas tumorales. 

La dieta cetógenica ha demostrado ser efectiva para conseguir reducción de volumen de los tumores cerebrales. Esta dieta tiene un alto contenido en grasas y bajo en hidratos de carbono

Plantas medicinales para el tumor cerebral

Existen estudios científicos sobre el efecto antitumoral de algunas plantas chinas, específicamente en los tumores cerebrales, como  la acción antitumoral de la raíz de la Scutellaria Baicalensis, del Rhizoma Nardostachydis y de la raíz de Angelica Sinensis en los tumores cerebrales malignos.

Otros estudios específicos sobre el glioblastoma muestran que la corteza de Magnoliae Officinalis dos potentes sustancias el magnolol y el honokiol que han demostrado su acción para inducir la apoptosis o muerte celular de la células humanas de glioblastoma, además de tener capacidad de regular la permeabilidad de las membranas e inhibir la invasión de las células tumorales.

También disponemos de estudios que demuestran la acción antitumoral en el glioblastoma de la curcumina, sustancia presente en Rhizoma Curcumae Longae y del B-elemeno, sustancia presente en la Radix Curcumae.

La vitamina D inhibe el crecimiento y la capacidad invasiva de las células de glioblastoma humanas., además de tener un efecto regulador del sistema inmunológico.

La acción antioxidante del coenzima Q sensibiliza las células de glioblastoma humano al tratamiento con radioterapia y temozolamida

Estudios científicos sobre el efecto antitumoral de plantas chinas en los tumores cerebrales

  • Scheck, A. C. et al. 2006. Anticancer activity of extracts derived from the mature roots of Scutellaria baicalensis on human malignant brain tumor cells. BMC Complem. Altern. Med. 6: 27.
  • Hwang, S. Y. et al. 2012. Nardostachys rhizoma extracts for the treatment of brain cancer. Repub. Korean Kongkae Taeho Kongbo KR 2012092265 A 20120821.
  • Tsai, N. M. et al. 2005. The antitumor effects of Angelica sinensis on malignant brain tumors in vitro and in vivo. Clin. Cancer Res. 11: 3475–84.

Estudios científicos sobre el efecto antitumoral de plantas chinas en el glioblastoma

  • Chen, L. C. et al. 2009. Magnolol inhibits human glioblastoma cell proliferation through upregulation of p21/Cip1. J. Agricult. Food Chem. 57: 7331–7.
  • Jeong, J. J. et al. 2012. Honokiol exerts an anticancer effect in T98G human glioblastoma cells through the induction of apoptosis and the regulation of adhesion molecules. Intl. J. Oncol. 41: 1358–64.
  • Chang, K. H. et al. 2013. Honokiol-induced apoptosis and autophagy in glioblastoma multiforme cells. Oncol. Lett. 6: 1435–8.
  • Joo, Y. N. et al. 2014. Honokiol inhibits U87MG human glioblastoma cell invasion through endothelial cells by regulating membrane permeability and the epithelial-mesenchymal transition. Intl. J. Oncol. 44: 187–94.
  • Su, C. C. et al. 2010. The anti-cancer efficacy of curcumin scrutinized through core signaling pathways in glioblastoma. Intl. J. Mol. Med. 26: 217–24.
  • Dhandapani, K. M. et al. 2007. Curcumin suppresses growth and chemoresistance of human glioblastoma cells via AP-1 and NF-κB transcription factors. J. Neurochem. 102: 522–38.
  • Karmakar, S. et al. 2007. Curcumin suppressed anti-apoptotic signals and activated cysteine proteases for apoptosis in human malignant glioblastoma U87MG cells. Neurochem. Res. 32: 2103–13.
  • Zhu, T. Z. et al. 2011. β-elemene inhibits proliferation of human glioblastoma cells through the activation of glia maturation factor β and induces sensitization to cisplatin. Oncol. Reports 26: 405–13.
  • Yao, Y. Q. et al. 2008. Antitumor effect of β-elemene in glioblastoma cells depends on p38 MAPK activation. Cancer Lett. 264: 127–34.
  • Zhu, T. Z. et al. 2014. β-Elemene inhibits proliferation through crosstalk between glia maturation factor β and extracelular signal-regulated kinase 1/2 and impairs drug resistance to  temozolomide in glioblastoma cells. Mol. Med. Reports 10: 1122–1128.
  • Zhao, Y. S. et al. 2012. β-Elemene inhibits Hsp90/Raf-1 molecular complex inducing apoptosis of glioblastoma cells. J. Neuro-Oncol. 107: 307–14.
  • Zhu, K. et al. 2012. Extraction of total polysaccharides from Agrimonia pilosa and evaluation of its inhibitory activity on human glioblastoma U251 cells in vitro. Zhongguo Shiyan Fangjixue Zazhi 18: 188–91.

Estudios científicos sobre el efecto antitumoral del Coenzima Q en el glioblastoma

  • Frontiñán-Rubio J et al. (2018) Regulation of the oxidative balance with coenzyme Q10 sensitizes human glioblastoma cells to radiation and temozolomide, Radiother Oncol. 2018 Aug;128(2):236-244. doi: 10.1016/j.radonc.2018.04.033.

Estudios científicos sobre el efecto antitumoral de la Vitamina D en el glioblastoma

  • Emanuelsson I et al. (2018) Vitamin D Analogues Tacalcitol and Calcipotriol Inhibit Proliferation and Migration of T98G Human Glioblastoma Cells. Basic Clin Pharmacol Toxicol. 2018 Aug;123(2):130-136. doi: 10.1111/bcpt.13007.